Conocéis el "Fogonero Noruego", un pescado blanco lleno de sabor?



     El fogonero noruego
es una variedad de bacalao,
que se distingue  por la línea
que recorre longitudinalmente sus lomos


Dentro de la familia del bacalao, el fogonero tiene unas  propiedades muy similares a este, aunque más económico y con un sabor muy característico dentro de la familia de los pescados blancos.

En España se puede encontrar fresco, que es como más se potencia su sabor. 


El fogonero es una variedad de bacalao procedente de las frías y cristalinas aguas del norte de Europa.
Suele vivir en pequeños grupos a una profundidad de 300 metros, y alcanza su madurez a los cinco o seis años de edad. Desova en invierno a lo largo de la costa del norte de Noruega, entre las islas Lofoten y el Mar del Norte, y este proceso alcanza su pico en febrero. Tras el desove el fogonero remonta hasta el norte dejándose llevar por las corrientes marinas.


El fogonero noruego es un pez magro especialmente rico en proteínas, que producen y mantienen las células del cuerpo; vitamina D, que es necesaria para obtener el correcto equilibrio de calcio en el cuerpo y que contribuye al mantenimiento y el fortalecimiento del esqueleto; vitamina B12, importante para la producción de nuevas células corporales, incluidos los eritrocitos, y que puede contribuir a prevenir la aparición de anemia; selenio, un importante elemento en las enzimas que combaten los procesos químicos nocivos en el cuerpo; y  yodo, que regula el metabolismo del cuerpo y es importante para el crecimiento normal, así como para el desarrollo del sistema nervioso. 

En España se puede encontrar fresco, que es como más se potencia su sabor,   y es una buena opción para incluir pescado sano, sabroso y a un precio asequible en la dieta diaria. Más económico que el bacalao fresco y con un sabor y unas propiedades nutricionales similares.


El fogonero noruego es muy versátil,: se puede preparar al horno, al vapor, a la plancha, a la parrilla, escalfado, frito o en guisos, por eso es un pescado que se puede integrar fácilmente en las recetas del día a día:.

Filetes:
Ideales para hacer a la plancha, la barbacoa o al horno. Para estas elaboraciones siempre es conveniente conservar la piel del pescado sin escamas.
Dados:
Perfectos para una comida rápida, como brochetas o pasta. En dados de 3 por 3 es ideal para las brochetas, platos de pasta, arroz, fideuá, sobre todo para los más pequeños.
Lomos:
Para recetas al horno, elaboraciones tipo papillote y con verduras salteadas.
Carne picada:
La carne del fogonero es ideal para hacer como hamburguesas de pescado, buñuelos.
Ahumado:
Ideal para añadirlo a las ensaladas, pasta o pizza.
Elaboraciones sencillas, pinchos, tostas…etc. 




Busca el fogonero noruego
en tu pescadería habitual
y prepara deliciosas recetas



No hay comentarios:

Publicar un comentario